EDETA - LAURO

En Lliria se conocen asentamientos desde el Paleolítico, pasando por la edad de bronce, etc.. Tuvieron contactos comerciales con los colonos fenicios y griegos. La actual comarca del Camp de Túria formaba parte de la región conocida como Edetánia, desde donde el rey Edecon, año 220 a.e.c. gobernaba un extenso territorio que comprendía desde el río Palancia hasta el río Júcar. Su categoría política, económica así como su estratégica posición, le hicieron jugar un papel importante en las guerras civiles romanas. Durante las guerras civiles romanas, Edeta fue fiel a la facción republicana, representada en Hispania por Pompeyo Magno.

Edeta

Fue atacada y destruida por los ejércitos de Sertorio en el año 76 a.e.c. el asedio a la ciudad se produjo desde Pallancia (Riba-roja), lugar donde tomó Pompeyo posiciones.
Los supervivientes de esta lucha se trasladaron a la llanura situada a los pies del Cerro de Sant Miquel, antiguo poblado ibero de Edeta. Allí fundaron la ciudad romana, siendo abundantes los restos arqueológicos: mausoleos, monedas, cerámicas e incluso mosaicos, correspondientes a la era romana.

Castellet de Bernabé

Oppidium destinado a la explotación agraria y ganadera. Fue la residencia de una familia de la elite edetana que convivía con un grupo de familias dependientes. Data del siglo V-III a.e.c.

La Mont-ravana

Poblado ibero. Su cronología data del siglo V-II a.e.c. Conserva todo el recinto amurallado. Probablemente estaba dedicado a la transformación de alimentos.

 

Lauro

La nueva ciudad Lauro fue municipio de derecho romano y el momento de máximo esplendor lo consiguió a finales del siglo I, principios del siglo II.
En época romana, el término de Benisanó formaba parte de un bosque que rodeaba a Lauro. Los vinos de la Lauro romana ya fueron resaltados, por su finura, por el historiador Plinio. La ciudad romana queda prácticamente abandonada a mediados del siglo III.
Paseando por el Pla de l´Arc, encontramos los restos del arco romano y la oficina de turismo.
En los alrededores de la ciudad romana asentada sobre el llano se han encontrado numerosas ruinas, también en el año 1917, un mosaico que representa los doce trabajos de Hércules. Actualmente en el Museo Arqueológico de Madrid.
En la calle Duc de Lliria apareció unos de los tesoros numismáticos más importantes. Más de 6000 denarios de plata datados entre los siglos I al III. Supuestamente serian los ahorros generacionales de una familia que guardaría una pequeña cantidad continuadamente por si acontecía algún suceso y poder así disponer de plata para fundir, intercambiar, comprar....

La epigrafía romana en Llíria es muy numerosa. Destaca la del edetano M. Cornelius Nigrinus, nacido en el año 40, gobernador de Aquitánia, Moesia y Siria, general de los ejércitos del emperador Domiciano y un destacado rival de Trajano en la sucesión al trono imperial, se pueden ver restos sobre piedra que hacen referencia a dicho emperador en los alrededores de la iglesia de la Sang.

 

Otro monumento es la ermita de Sant Vicent, que en época romana la fuente era un templo dedicado a las ninfas, diosas de las aguas relacionadas con la salud y la fecundidad. 

 

 

 

 

Mausoleos

La necrópolis de la vía de los mausoleos fue descubierta en 1988. Podemos apreciar la disposición de los monumentos funerarios alrededor de una calle central. Esta distribución es similar a la hallada en la vía Nocerina de Pompeya y posiblemente la más representativa de la Comunitat. Recordemos la Ley de las Doce Tablas, donde nos indica la ubicación de las necrópolis, a las afueras de la ciudad a más de 200 pasos y generalmente flanqueando las vías de acceso a la ciudad.

Se conservan los restos de dos mausoleos construidos con grandes sillares de opus quadratum. También han aparecido numerosos restos arqueológicos, molduras, capiteles, etc.; que formarían parte de dichos monumentos.
El mausoleo del fondo tiene una superficie cuadrada de 5,75x4,10 y una base cuadrada de dos gradas rematada con un arco.
El mausoleo más cercano tiene planta rectangular y pertenece al grupo de los mausoleos turriformes compuestos de basamento, podio y cuerpo principal. En su interior se conservan los restos de una incineración, fragmentos de vidrio de una urna con su tapadera, un anillo de oro con una esmeralda en la que esta grabado Eros y un sestercio del emperador Tito. Se cree que los restos pertenecen a una persona perteneciente a la orden ecuestre, debido a que eran los únicos que llevaban joyas en el siglo I.

En una de las losa halladas se puede leer una inscripción insertada con una "tabula ansata " que dice: P. Clodius Eutychuslo construyó para sí para Clodia Natal su amadísima esposa.

 

El Santuario Oracular  de Mura

Dentro de este conjunto monumental se hallan el templo y las termas dobles. Estos grandes complejos eran a menudo construidos por magistrados, senadores e incluso por emperadores, con los que pretendían buscar popularidad y prestigio para realizar la carrera política.
Santuario del siglo I, estaba conformado por un templo siguiendo los modelos griegos. A su lado destaca la existencia de una estancia que podría ser utilizada como espacio para los sacerdotes encargados del culto o como sala de deposito para exvotos y las ofrendas. En el templo una sacerdotisa con la ayuda del oráculo practicaba augurios y adivinaciones, respondiendo así a las preguntas realizadas por los ciudadanos preocupados por su futuro.
Las termas de tipo pompeyano ocupan una superficie de 3.600m2. Tanto las termas masculinas como las femeninas siguen el esquema de establecimiento termal del siglo I y están configuradas en diversas salas. La diferencial fundamental entre ellas radica, que las femeninas además de ser mas pequeñas, disponían de una piscina cubierta aclimatada.

La entrada al recinto termal daba acceso a un gran espacio porticado llamado Thermarum, desde donde se articulaban el resto de las salas y dependencias. Desde este punto los ciudadanos podían elegir el itinerario de acuerdo a sus preferencias. Los usuarios que elegían exclusivamente la practica deportiva pasaban al apodyterium, vestuario, a la palestra, gran espacio al aire libre y tomaban un baño en el natatio, piscina exterior. Los que buscaban un servicio más curativo pasaban del apodyterium al tepidarium, sala de agua tibia donde entraban en calor y se aclimataban para entrar en el caldarium, lugar de máxima temperatura donde tomaban el baño caliente, después volvían al tepidarium, donde recibían una sesión de masajes y finalmente pasaban al frigidarium donde tomaban el baño de agua fría.

Las termas estuvieron funcionando hasta mitad del siglo III, después albergaron un monasterio y todo se abandonó hacia el año 610, en época visigoda. Posteriormente se utilizó como una cantera. Se han identificado sus "piedras" en Valencia (en la cárcel de San Vicente) y Riba-roja (en Valencia la Vella). Son posiblemente las termas romanas más grandes y más completas de Hispania.

 

Ver: Termas romanas

 

 

Restos romanos en la partida de Mura

Restos de las termas romanas de la partida de Mura en Llíria. Datadas en el siglo I. Fueron descubiertas en 2008. Destacan las edificaciones de tipo hidráulico excavadas en la roca.

 

www.lliria.es Visitas guiadas, museo, baños árabes, muralla, etc......

VALENCIA ROMANA

C. de Hispania

 

Menú